TOMA DE DECISIONES

. . No hay comentarios:
La toma de decisiones es un proceso sistemático y racional a través del cual se selecciona entre varias alternativas el curso de acción óptimo. Indiscutiblemente, tomar decisiones es una función inherente a los directivos y de ella depende el adecuado funcionamiento de la organización.

La toma de decisiones es de gran importancia porque tiene repercusiones internas en la organización en cuanto a las utilidades el producto, el personal, etc., y externas ya que influye en proveedores, clientes, entornos, economía, etc. También posee un efecto multiplicador debido a que provocan implicaciones que a su vez originan efectos no solo en las áreas de la organización sino en diversos segmentos del entorno tales como los clientes, el personal y el entorno económico. En contexto, es imprescindible que la toma de decisiones se fundamente en un proceso lógico y racional y en una serie de técnicas que permitan evaluar objetivamente en un proceso lógico y racional y en una serie de técnicas que permitan evaluar objetivamente el entorno, los costos, las repercusiones y los resultados. En la siguiente figura aparecen los requisitos para tomar decisiones.


Las técnicas o herramientas de las que puede auxiliarse el administrador pueden ser cualitativas, cuando se basan en el criterio la experiencia y las habilidades de quienes las toman y cuantitativas, que utilizan métodos matemáticos, estadísticos y de ingeniería económica. Un buen ejecutivo debe sustentar sus decisiones en un proceso racional y tener el sentido común para elegir el tipo de técnicas más adecuadas de acuerdo con el tipo de decisiones de que se trata, considerando costos, riesgos, información, repercusiones e importancia.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Popular Posts

Seguidores